Top

Buenas Prácticas Agrícolas

September 29, 2008

Las Buenas Prácticas Agrícolas (BPA) se refieren a prácticas de manejo recomendadas para la producción vegetal desde la actividad primaria hasta el transporte y empaque que tienden a asegurar la inocuidad y alcanzar una determinada calidad de producto.

Su importancia radica en que la implementación de BPA no sólo garantiza que los alimentos sean aptos para el consumo humano sino que permite acceder a distintos mercados con legislaciones que las incluyen. El productor que aplica BPA puede colocar sus productos externos en mercados cada vez más exigentes y competitivos así como también diferenciar el producto en el mercado interno.

Por ejemplo, para la citricultura o la producción de manzanas con destino a la Unión Europea, el cumplimiento de las BPA resulta limitante para acceder al mercado. Asimismo, en nuestro país ya existe legislación que traza el camino hacia la implementación obligatoria.

Por otra parte, aplicar un sistema de calidad como BPA incrementa algunos costos productivos pero reduce los costos de la no-calidad, dando como resultado un beneficio que se puede medir.

Las BPA tiene como principales objetivos:

• Asegurar la inocuidad de los alimentos
• Obtener productos de calidad acorde a la demanda de los consumidores
• Producir de manera tal que se proteja el ambiente y se evite su degradación
• Garantizar el bienestar laboral

Los beneficios asociados a la implementación de dichas prácticas incluyen la protección de la salud humana, ya que a lo largo del sistema productivo se minimizan las posibilidades de que el producto esté en contacto con fuentes contaminantes.

Se facilita el acceso a nuevos mercados demandantes de sistemas de calidad para los cuales es obligatorio cumplir determinadas normativas. Se reducen los rechazos y desechos (costos de la no-calidad) de mercaderías al establecerse un sistema de rastreo que permite identificar y conocer la localización de productos a lo largo de todo el sistema de producción. Además, constituye un instrumento de diferenciación propia.

En cuanto a las incumbencias de las BPA es necesario considerar aspectos relevantes que se puntualizan en la normativa. La legislación argentina, siguiendo los lineamientos del Código Alimentario Argentino, establece requisitos relacionados con la capacitación y la documentación del proceso productivo en su totalidad.

Además incluye factores de higiene del medio donde se desarrolla la producción asociado al suelo y al agua, y prácticas de manejo que pueden introducir contaminaciones tales como el material vegetal utilizado, la manipulación de fitosanitarios, las instalaciones, el personal, la cosecha, los equipos, el transporte y el almacenamiento.

Obligatoriedad de las BPA

El tema de la obligatoriedad en el cumplimiento de las BPA está directamente relacionado con el mercado consumidor de los productos frutihortícolas. Si la producción se destina al consumo local de Argentina, las BPA pueden ser utilizadas como una referencia para mejorar la eficiencia productiva y la calidad de los productos, ya que la legislación aún no la impone como obligación. Sin embargo, la Comisión Nacional de Alimentos (CONAL) ha decidido aprobar la recomendación de establecerlas como obligatorias en el término de 5 años.

En el caso de destinar la producción a la exportación hacia los Estados Unidos, las BPA tampoco son obligatorias, si bien existe la recomendación de aplicarlas.

En cambio, si el destino es Europa, muchos clientes exigen el cumplimiento y certificación de las normas EUREGAP, volviéndolas obligatorias para participar en ese mercado. El caso de las CHILEGAP es similar a este último estando, además, vinculado con la imagen del país de origen.

Cualquiera sea el caso, para que las BPA sean reconocidas en el exterior deben ser similares a las correspondientes del país destino y, en genera, estar homologadas o certificadas. Para ello, se recurre a organismos certificadores que debe atender a estas exigencias para que el productor puede acceder al mercado externo.

Fuente: Sistema de Gestión de Calidad en el Sector Agroalimentario (Secretaría de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentos. Subsecretaría de Política Agropecuaria y Alimentos. Dirección Nacional de Alimentos)

 

Comentarios

2 Comentarios a “Buenas Prácticas Agrícolas”

  1. Lili Guzmán Devia en April 1st, 2009 14:02

    En su articulo comentan que al aplicar buenas practicas agricolas se reduce el costo de la no- calidad resultando un beneficio posible de medir, me interesa el tema y mas aun conocer de que forma medirian ustedes este beneficio, si me pueden recomendar literatura al respecto o puedo encontrar mayor informacion en vuestra pagina. Gracias.

  2. alberto en October 7th, 2009 12:50

    el costo de la no calidad es la pérdida anual monetaria de los productos y procesos que no alcanzan los objetivos de calidad. Estos los podes agrupar en a)costo de inconformidades b) costo de procesos ineficientes c) costo de oportunidades perdidas por ingresos de ventas.Para medir efcientemente el costo de la no calidad tenés que desarrollar un eficiente plan estratégico de calidad que te permita evaluar 1) cuál es la envergadura de tu calidad2) oportunidades para reducción de costos 3) reducir el descontento de los clientes.

Tenes algo que comentar?





Bottom